The next big thing.

Podríamos llamarlo de muchas maneras ‘The next big thing‘, la ‘Killer APP‘ o el sueño americano. Pero muchas veces pienso que estamos tan decididamente educados a pensar que lo mejor es lo siguiente por venir que preparamos los mejores caldos de cultivo para la siguiente burbuja económica.

No quisiera medir mi opinión a una de la talla de Carlos Blanco en ‘No es una burbuja 2.0‘ y su objetiva visión de la realidad, en términos de rentabilidad, de FaceBook, Linkedin, Groupon, Zynga o también Twitter aunque no tenga un modelo claro de negocio pero que lo tendrá ya que dispone de un surtido grupo de evangelistas como yo.  Seguramente después de leer estos comentarios pensemos que es cierto que no hay burbuja.

Pero aún así, la burbuja es eso, es que FaceBook esté valorada en 50,000 M$ (una burrada) muy rentable, si, pero además esto produce un efecto que causa que muchos proyectos o Startups con menos proyección (o mejor dicho con un nicho o hueco no muy claro en el mercado) nazcan con un valor residual solo por el hecho de ser WEB 2.0 o tener una funcionalidad parecidad además como bién dice Carlos el conocimiento de que la hegemonía de FaceBook terminará algún día causa que muchos proyectos no viables, o no del todo viables, ganen algún valor.

web_20

Tenemos la concepción que la tecnología y el desarrollo es una continua linea recta, pienso que es incorrecto, a veces la tecnología se equivoca. Es cierto que tengo muchos servicios que me ofrecen cosas que no podía llegar a imaginar cuando empecé a descargar mis primeros gifs animados con mi ratito de Infovía o la conexión de Unicaja pero también es verdad que mis necesidades han aumentado enormemente.

Personalmente ahora mantengo un par de blogs (porque no puedo con más), mi Facebook, Twitter, Linkedin, Xing, Tumblr, Flick, Posterous, Google en su grandeza, foros, Tweetdeck, Insta.gram ahora Quora y un sin fin de otras apps que ahora mismo no tengo abiertas… pero de las que me acordaré en cuanto abra mi Twitter.

Leo en Blog Off el caso de wuphf.com un servicio muy original en el que te inscribes, das todos tus datos de redes y formas de contacto, y este site puede servirte para contactar contigo en casos urgente mandándote mensajes de todas las formas y en todas las redes disponibles o incluso por FAX. Mierda…, y yo creía que ya tenia todo medio automatizado…, ya me estoy dando de alta.  Un % de mi mente al inscribirme piensa que lo hago porque este tío quizás se forre porque sea acogida con gran aceptación.

Imaginemos que la Startup cumple las expectativas y es todo un éxito. Pasado mañana tendríamos otras tantas Startups mejorando su servicio y con mejor diseño o contenido tanto es así que se le asignaría un nuevo nombre como los ‘Acortadores de URL‘ que sería, por ejemplo, ‘Mensajes masivos’ o algo por el estilo… lo que cubrirían unos no lo cubrirían otros total que al final tendrías varias alternativas (muchas ni las conocerías) y saldría una nueva que gestionaría todos los servicios de ‘Mensajes masivos’ y seguramente sería la ostia y también iríamos por ella.

Internet es genial para los emprendedores ya que pone el sueño americano a tu alcance aunque vivas en una zona rural pero no tanto como para nosotros los usuarios ya que continuamente estamos expuestos (porque queremos) a que nos creen nuevas necesidades.

Para los que aún no estén entendiendo que quiero decir con este post les sugiero echen un vistazo a ‘Comprar, tirar, comprar‘  que si bien no tiene mucho que ver ya que habla de la obsolescencia programada de los productos si que es una herramienta para generar demanda de una manera artificial al igual que muchos nichos que parecen ‘necesarios’ pero realmente no lo son.

Sinceramente mi perspectiva es que va a haber burbuja pero no porque los negocios 2.0 no puedan ser viables o rentables sino por un mal entendimiento del objeto o del valor añadido, también por la compra del impulso por el supuesto valor o por un ciclo de vida demasiado corto como para rentabilizarlo o por la competencia,… etc…

En definitiva, no sé, quizás resulta raro que todo lo tradicional pueda pasar a lo digital de manera victoriosa y sin sufrir daños en la transición. Que a nivel macro económico no haya efectos secundarios y que el futuro de todos sea la consultoría. En mi caso, como emprendedor, sigo un poco pesimista por que pienso que no somos aún una sociedad preparada para este tipo de cambios tan rápidos y que tu proyecto como gran innovación depende del momento, de las personas a las que se lo cuentes y del énfasis con que te lo creas más que el provecho realmente que tenga.

En definitiva divagaciones de las que piensas cuando estas intentando montar algo grande, espero que me comprendáis…